Sunday, November 19, 2006

To hide behind

And all the pictures we ran through, seemed to be perfect seem to be true, but nothing is quite forever…
Y la firme promesa de nunca, nunca más comer esos brownies "saborizados" porque por motivos que no puedo explicar la dueña de casa se me acercó con cara de preocupación a preguntarme si quería que me acerquen un sillón para estar más cómoda. Con la cara apoyada en una mano, el codo en el piso de baldozas, la miré y me pareció una pregunta rarísima.
Only hope can keep me together, love can mend your life or love can break your heart. El último heart se lo canté como un heeeaaart bien bajo y la apunté con el dedo índice a cada palabra en el aire para que prestara atención y entendiese claramente lo que yo trataba de comunicarle, que era algo importante claro, salvo que en seguida me olvidé de qué se trataba. Ella repitió.
-Que si querés que te acerquemos el chaise longue negro que está al lado de la pileta…?
-No, no, si acá estoy impecable. Gracias.
Y me faltó agregar: "acostada sobre las lajas al costado de la pista mientras la gente baila a mi alrededor".
Some people call it a one night stand but we can call it paradise. Las letras ochentosas de repente me parecieron sabias y Simon Le Bon un profeta.

9 Comments:

Anonymous Amor Entintado said...

Ah, those sneaky special brownies.

Y te culpo de antemano por no poder dejar de cantar "love is a shield" por el resto del domingo.

9:04 AM  
Blogger Prolijo said...

Siempre quise probar los brownies "saborizados", lástima que ya no hago esas cosas...

11:28 AM  
Anonymous clarissa said...

ay charlottina, veo que tuvo noche ajetreada... los dedos "apuntantes"son claros indicios de que una ya volcó o está en vías de, me la imagino... juaaaa!
y shalud.
clarissa

11:40 AM  
Blogger Bola Ocho said...

Brownies saborizados, mmm... que desastre. Una vez en una fiesta estaba muerto de sed, no quería alcohol porque me tenía que levantar temprano al día siguiente y entonces me tomé de un sólo trago un vaso de jugo de naranja 'apimentado', antes de saber que en la jarra se acababan de disolver las veinte pimientas de todos los colores que le habían puesto. Así que me pasé las siguientes cuatro horas de mal humor, mirando la tele entre los que bailaban frenéticamente y acordándome de que algunas madres paranoicas les aconsejan a las nenas que nunca acepten la Coca Cola si ya viene destapada pero no dicen nada del jugo de naranja.

6:48 PM  
Blogger Alguien said...

Qué casualidad, hoy justo un amigo me comentaba sobre los efectos de esos brownies with a twist

7:32 PM  
Blogger Tricula said...

Quererrrrrr!!! (para la próxima, ponga las piernas para arriba, esa nunca falla!!!)

4:27 AM  
Blogger El Canilla said...

La pregunta es saborizados con que ?
Hay TAAAANTAS cosas que se pueden mezclar que el consejo , después de los taipico es , ya no asegurarse de que la Coca no esté destapada (jah) sino , solo probar lo "saborizado" por uno.

Close to the edge.

9:03 AM  
Blogger Charlotte said...

cannabis, creo que era le especia sopresa, pero no fue sorpresa, claro. los invitados estaban avisados. la sorpresa vino después.

6:55 PM  
Blogger momina...* said...

ohh pero comer un brownie loco es una experiencia inigualable.
la primera vez lo compré hecho en plaza francia. que pendeja loca. vaya a saber qué cannabis le pusieron. me pegó horrible. una paranoia terrible.

6:59 PM  

Post a Comment

<< Home